Libros Anexos de Harry Potter 9/24: ‘Antiguos juegos de escobas voladoras’


publicidad

Continuamos con nuestra cronología de los libros anexos de Harry Potter. El día de hoy con el capitulo numero 2 de Quidditch a través de los tiempos.

Éste capítulo nos explica que antes había otros juegos en los que se utilizaban escobas voladoras, juegos que se empezaron a jugar una vez que se pudo controlar mejor la escoba. Entre ellos está la carrera anual de escobas de Suecia, en donde se recorren 500 kilómetros. Hoy en día es un acontecimiento internacional.

Stichstock era un juego en donde se tenía que pinchar, con la afilada punta de las escobas, una vejiga de Dragón inflada. El juego terminaba cuando era pinchada la vejiga o el guardia de la vejiga derribaba a todos los atacantes. En el siglo XIV éste juego declino hasta desaparecer.

En Irlanda floreció el Aigingein, juego en el que se debía atrapar la Dom o pelota y pasar a gran velocidad entre toneles ardientes colocados a gran altura sobre postes. La Dom se arrojaba a través del último tonel y ganaba el jugador que lo hiciera en menos tiempo y sin quemarse.

El juego que se considera como el más peligroso de todos los juegos fue Creaothceann, de Escocia. El juego consistía en atrapar rocas, que flotaban en el cielo, con los calderos que se amarraban a la cabeza. En el año de 1762 éste juego se volvió ilegal.

El Shuntbumps era un juego donde se tenía que derribar a los adversarios de las escobas. Ganaba el último en quedar sobre la escoba.

En el Swivenhodge lo jugadores se subían al revés en la escoba, viendo hacia el cepillo y golpeaban una vejiga inflada de un lado a otro, cuando un jugador no conseguía devolverla, se sumaba un punto a su rival. El primero en juntar 50 puntos ganaba.

Esos son los antiguos juegos de escobas, algunos aun están vigentes, pero ninguno tan vigente como el que se creo en el pantano de Queerditch.

Descarga FrostWire Plus para Android - Busca, Descarga y Toca archivos en un solo lugar. BitTorrent y YouTube Downloader para llevar.
publicidad

You may also like...

Deja un comentario